Distrito Capital, Bogotá
Miércoles, 07 de Marzo de 2018
Mediante la modalidad de engaño habrían hurtado al menos seis viviendas en Usaquén, Chapinero, Suba.

Durante un año, la SIJIN de la policía de Bogotá, le siguió los pasos a los “piratas”, una temida banda delincuencial que se había dedicado al hurto de residencias, especialmente aquellas que estaban a la venta, para lograr engañar a los propietarios haciéndose pasar como supuestos clientes y en otras ocasiones, lograban engañar a las empleadas domésticas.

Lo que llamó la atención de los investigadores fue la participación de un hombre de 74 años de edad, conocido como “El Viejo”, quien lideraba esta estructura junto con su hija apodada “La Mona” y un amigo de ambos, a quien llamaban “Elkin”.

El hombre de la tercera edad lograba engañar a las empleadas domésticas, aprovechando su apariencia para entretenerlas pidiéndoles algún favor, mientras su hija y su amigo ingresaban y hurtaban los elementos de valor.

En otras ocasiones, aprovechaban las viviendas que estaban a la venta, haciéndose pasar como posibles clientes y de esta manera, mientras tenían la atención de los propietarios, cometían el delito.

En los videos de las cámaras de seguridad que fueron pieza clave en la audiencia, se logra observar que “El Viejo” y “La Mona” se movilizaban en un automóvil blanco, en el cual se llevaban los elementos robados, tratando de evadir la atención de las autoridades.

Así mismo, durante la investigación se conoció que “La Mona” en el mes de diciembre había sido capturada, por este mismo delito, pero recabó su libertad y continúo delinquiendo.

Esta estructura delincuencia venía cometiendo sus delitos en las localidades de Suba, Chapinero, Usaquén, y Engativá. Hay seis denuncias en su contra por estos hechos. Sin embargo, la Policía presume que serían más los hurtos en los que estarían involucrados, por esta razón, el llamado a los ciudadanos que los puedan reconocer, para que denuncien ante las autoridades competentes.