Magdalena, Santa Marta
Viernes, 15 de Enero de 2021
La Policía Ambiental advierte que esta conducta afecta gravemente los ecosistemas.
  • realizamos_controles_para_evitar_el_trafico_de_huevos_de_iguana

El consumo de huevos de iguana es una mala práctica que ha pasado entre generaciones por lo que generalmente las personas no lo ven como un delito, ignorando la grave afectación que esto ocasiona a los ecosistemas del país.

Las iguanas hacen parte de la basta biodiversidad del país y la importancia de su presencia en los ecosistemas radica en su contribución en los procesos de dispersión de semillas. Estos reptiles se ven diariamente amenazados por la caza indiscriminada. Por la facilidad para capturarlas también son fácilmente domesticadas lo que promueve el tráfico no solamente para el consumo de su carne sino también para tenerlas de mascotas lo que ha reducido la población considerablemente.

Pero el mayor problema que enfrenta esta especie es el tráfico y consumo de sus huevos, que erróneamente se le atribuyen cualidades afrodisiacas y que, al contrario, esto puede afectar la salud de quien los consuma debido a su alto contenido de colesterol. Además, normalmente no se siguen protocolos sanitarios para el manejo de los huevos lo que propicia un ambiente para el cultivo de bacterias que pueden ocasionar la muerte.

Aunado a todo esto, la forma en como extraen los huevos es bastante cruel, ya que les hacen una incisión en estado consciente por donde le extraen además de los huevos, todos sus órganos reproductores por lo que quedan estériles y generalmente mueren en pocas horas por la infección de las heridas.

Por esta razón La Policía Ambiental de Santa Marta hace controles en las vías de la ciudad con el fin de desincentivar esta mala práctica, haciendo un llamado de atención a las personas que son sorprendidas trasportando huevos de iguana e imponiendo los comparendos respectivos para comparezcan ante las autoridades competentes para que finalmente les sean impuestas las sanciones a las que se tenga lugar por parte de las autoridades ambientales.

Invitamos a la ciudadanía a que se abstengan de consumir huevos de iguana y a que denuncien cualquier comportamiento o conducta que afecte al medio ambiente a las líneas de atención 123.